Las mascotas responsables de hasta 5% de cuadros alérgicos

Perros, gatos, hurones y conejos, etc., pueden desencadenar alergias no sólo por su pelaje sino por epitelios de su orina y saliva.

La reacción alérgica puede aparecer a cualquier edad y depende del tiempo de exposición y la cantidad de alérgenos en el ambiente.

La alergia al epitelio de animales se puede presentar a cualquier edad, aunque las condiciones del paciente y el tiempo de exposición contribuyen a que la reacción sea más o menos severa.

Entre los animales mencionados, el perro, al ser la mascota más frecuente, es con mucho el que más se asocia al desarrollo de alergias entre la o las personas que conviven con él. Sin embargo, se sabe que los alérgenos más agresivos corresponden al caballo y al gato, sobre todo éste último debido a que tiene un radio de movimiento muy amplio y en consecuencia una mayor diseminación de partículas que causan reacciones alérgicas.

Los  síntomas que presentan quienes tienen hipersensibilidad al pelo y epitelio de animales, son congestión y flujo nasal, picor en los ojos y lagrimeo, también pueden aparecer en la piel en forma de ronchas que provocan mucha comezón, como urticaria, y en los casos más graves, el paciente puede presentar algunos datos compatibles con asma con sibilancias y dificultad respiratoria.

alergia al epitelio de animales

Algunos consejos para mitigar la alergia

– Es importante peinar a tu mascota, independientemente de que tenga el pelo corto o largo, asegúrate de hacerlo de dos a tres veces por semana. Utiliza un cepillo de cerdas suaves, para que no le maltrates la piel ya que esto puede causarle caspa y empeorar tu alergia
– Lavarse bien las manos cada vez que acaricies a tu mascota, hay partículas de la piel del animal o pelos que pueden quedar en tus manos y provocarte las feas molestias de la alergia.
– Si tienes alfombras, pasa la aspiradora varias veces por semana, y que además al menos una vez limpies la alfombra con un jabón liquido y cepillo, para que no sea cumule el polvo, el pelo y los restos de la piel de tu mascota en la alfombra.
– No dejar que tu mascota suba a la cama,  tratar de que esté lo más alejada de tu cama o de tu asiento favorito, ya que al igual que las alfombras, estos muebles funcionan como receptores de polvo y de pelos. Lava tus sabanas y sobrecama al menos dos veces por semana y aspira bien los muebles.

Diagnóstico

Para el diagnóstico de este tipo de alergia, son necesarios estudios tanto en sangre, como en la piel, y una vez confirmado, la recomendación principal es evitar el contacto con animales, existiendo además la llamada vacunación anti-alérgica que consiste en inocular en la persona, el elemento al que es alérgico, en este caso, epitelio de perro o de gato, según sea el caso, y así conseguir que el organismo se habitúe a ellos y cree resistencia.

 

 

Deja un comentario

Anuncios google
 
Niveles ambientales de pólenes Página del Comité de Aerobiología
Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC)
GEMA Guía Española para el Manejo del Asma
Alergia a abejas y avispas (himenópteros) Página del Comité de Alergia a Himenópteros
Productos para las alergias

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies