Descongestionantes

Descongestionantes Nasales

Los descongestionantes alivian la congestión nasal (taponamiento, exceso de moco, rinorrea, etc.) La pseudoefedrina y la felilefrina son normalmente los ingredientes activos más comunes en los descongestionantes sin receta. En los aerosoles de venta libre se utiliza generalmente la oxitometazolina y derivados moleculares, a veces complementados con alguna sustancia balsámica coadyuvante.

Sprays descongestivos

Para los casos más serios y con la correspondiente receta médica existen aerosoles con corticoides (fluticasona, triamcinolona, mometasona, etc.) de elevada efectividad y menor cadencia de uso.

 

Sprays corticoides

No se deben usar aerosoles nasales descongestionantes más que unos cuantos días, dado que causan el efecto de “rebote” y empeoran la congestión llegando a crear una adicción en el paciente que cada vez necesita más aplicaciones. En ese estadio la única solución efectiva es dejar de usarlos. Los descongestionantes en forma de pastilla no causan este problema. Las personas con hipertensión arterial, problemas cardíacos o agrandamiento de la próstata deben usar descongestionantes con precaución y bajo prescripción médica.

Deja un comentario

Anuncios google
 
Niveles ambientales de pólenes Página del Comité de Aerobiología
Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC)
GEMA Guía Española para el Manejo del Asma
Alergia a abejas y avispas (himenópteros) Página del Comité de Alergia a Himenópteros
Productos para las alergias

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies